Aprende a caminar con tacones, no es tan fácil como parece

El otro día publiqué una entrada con un vídeo de lascosasdemaria en el que nos daba algunos trucos para nuestros zapatos de tacón. Sin embargo, yo no me conformé con esos útiles tips y seguí navegando un rato más por YouTube hasta que me topé con una de las aportaciones de Yuya. Para los que no la conozcáis, en primer lugar su nombre real es Mariand, tiene 20 años, es de México y tiene 4 millones y medio de suscriptores en su canal lady16makeup.

En este vídeo, a partir del minuto 4:46, Yuya nos ofrece varios consejos muy interesantes sobre cómo aprender a andar con tacones o a hacerlo mejor. Todas nos sabemos la teoría, pero ella nos sugiere varios ejercicios prácticos y muy sencillos para que vayamos cogiendo soltura y no nos precipitemos desde las alturas.

 

Si te ha gustado esta entrada puedes ver otros posts relacionados.

Tips para los zapatos de tacón

Rebuscando un poco por YouTube, he encontrado un vídeo muy interesante en el canal lascosasdemaria. Ella nos ofrece varios tips o trucos para los tacones. Nos enseña a ajustarlos mejor al pie, a que no nos provoquen rozaduras, que no se nos deslice el pie dentro del zapato, que no nos resbalemos con ellos puestos… En definitiva, creo que es un buen resumen de los problemas que nos puede causar este calzado que tanto estiliza, y de sus soluciones, por lo que os recomiendo que le echéis un vistazo.

Si te ha gustado esta entrada puedes ver otros posts relacionados.

Esa relación amor-odio entre las mujeres y los zapatos de tacón

Los zapatos de tacón son uno de los complementos que más hace destacar a cualquier chica. Son bonitos, son elegantes, son provocativos, estilizan la silueta, aportan altura, etc. De todas formas, a pesar de sus muchas ventajas, hay veces en las que nos cuesta llevarlos porque nos hacen daño, nos cansan, o son incómodos para andar o bailar. Sin embargo, esto no debería asustarnos e impedirnos lucir estas fantásticas piezas de nuestro armario, debido a que gracias a unos truquitos, puedes disfrutar de los tacones con total comodidad siempre.

Las cuñas siempre son una buena alternativa a los tacones tradicionales. Nos ofrecen la misma altura, pero el pie obtiene una superficie de apoyo mayor, por lo que se cansa menos y puedes aguantar más tiempo sin molestias.

Las plataformas también son una buena alternativa. Nos engañan haciéndonos ver un tacón de 12 centímetros, cuando en realidad llevamos 9.

Las plantillas de silicona son una opción muy útil. Ofrecen una superficie acolchada donde apoyar la planta del pie para reducir la presión, y son completamente discretas. Además, evitará que tu pie se deslice por el zapato.

Cuando te compres zapatos de tacón, elige aquellos que se te ajusten al pie; es decir, aquellos que no te apresen tus dedos, que no se te escapen, o en los que el pie no se te deslice hacia abajo. Si puedes, intenta que tengan tiras para ayudar a mantener a tu pie en su sitio sin hacer fuerza.

Por último, para evitar las rozaduras puedes recurrir a las tiritas de toda la vida, o puedes probar con crema hidratante. Aplícala sobre el empeine (nunca en la planta, pues te resbalarías) y así conseguirás una capa que protegerá a tu pie de ampollas y rojeces.